Connect with us

ARTE Y CULTURA

¿Cómo es un viaje con la Ayahuasca?

Ha pasado de estar escondida en la profundidad de la selva a estar presente en ceremonias que se celebran a pocas cuadras de tu casa. Te platicamos algunos secretos de la liana de los espíritus, una droga ilegal para algunos… y una potentísima medicina espiritual para otros.

Published

on

Foto: Los tsáchilas llevan a cabo aún ceremonias de sanación y la toma de ayahuasca.

La ayahuasca es una medicina tradicional utilizada por los chamanes del Amazonas desde tiempos ancestrales, y hace relativamente pocos años que salió de la selva para ponerse de moda en EEUU y Europa, especialmente en España. Se elabora a través de la decocción de una liana que crece en la selva (la ayahuasca, de la que el brebaje toma su nombre), junto a las hojas de otra planta, la chacruna. El resultado es una poción con un fuerte poder alucinógeno y, para muchos de sus defensores, sanador. Al entrar en el cuerpo, la sustancia produce entre otros efectos alteraciones en la percepción y la cognición que permiten abrir determinadas puertas que nuestro cerebro tenía cerradas, en la mayoría de los casos como mecanismo de autodefensa. A lo largo de nuestras vidas, vamos acumulando traumas y experiencias conflictivas, muchas de las cuales nuestra parte consciente esconde debajo de la alfombra como si nunca hubiesen existido, de forma que no tengamos que vivir con ese dolor. Lo que ocurre es que siguen ahí, condicionando sin saberlo muchos aspectos de nuestra existencia, de nuestra relación con los demás y con nosotros mismos.

La ayahuasca lo que hace es levantar esa alfombra, sacudirla y mostrarte, generalmente a través de visiones nítidas, aquello que de alguna manera te está bloqueando. Un ejemplo muy simple: imagina que cuando tenías tres años tuviste una fuerte caída aprendiendo a montar en bicicleta y que aquello supuso una experiencia traumática para un chaval de esa edad, así que quedó escondida en alguna parte de tu inconsciente. Si no existe, no sufres. La ayahuasca podría mostrarte con nitidez aquel recuerdo y ahora tu mente adulta es capaz de ponerlo en su sitio, de procesar que realmente no fue para tanto y de entender por qué a día de hoy no eres capaz de subirte a una moto.

Lo que sucede es que muchas veces el recuerdo que aflora no es tan nimio, e igual que te muestra el episodio de la bicicleta, la planta puede hacerte ver que tu vida de pareja no funciona porque estás proyectando en ella la relación que tienes con tu madre o que tus problemas sexuales son fruto de un abuso que sufriste en la infancia. Y es que esta no es una droga recreativa, porque el viaje en muchas ocasiones no resulta placentero en sí mismo, sino más bien lo contrario. Pero quienes la han utilizado afirman que es una herramienta poderosísima para reconectar contigo mismo, para desintoxicarte de muchas cosas que te impiden ser feliz y para conocer otro plano de tu existencia al que no habías tenido acceso antes.

Por eso, las ceremonias de toma de ayahuasca están proliferando en los últimos años en nuestro país de manera clandestina (son ilegales o, más bien, alegales), mientras asociaciones como la Plantaforma para la Defensa de la Ayahuasca pelean por que se permita el uso de una sustancia que, defienden, puede ayudar a mucha gente.

La ayahuasca no es para todo el mundo

Esta sustancia debe ser administrada con un profundo conocimiento y no es apta para todo el mundo. Puede causar cuadros psicóticos graves (incluso irreversibles) a personas con antecedentes de problemas mentales, como esquizofrenia o bipolaridad, y es incompatible con la toma de medicamentos como los antidepresivos. Incluso hay quien ha muerto por culpa, según parece, de estas malas prácticas, ya que no se ha determinado que la ayahuasca presente niveles de toxicidad peligrosos para el cuerpo humano.

Con información de Esquire

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ARTE Y CULTURA

Madrid vivirá una experiencia inmersiva con Frida Kahlo

“Ojos que no ven, corazón que no siente” podrá visitarse desde el 17 de diciembre en el Palacio de Neptuno de Madrid.

Published

on

Foto: Expresionimo y surrealismo tecnológico. Andy Juchli

Esta exposición es como estar dentro de un sueño, colmado de imágenes coloridas que vienen y van. Pareciera que las pinturas de Frida cobran vida propia, y de fondo se escuchan los extractos de sus diarios y cartas.

La muestra, organizada por Next Exhibition en colaboración con Frida Kahlo Corporation, embarca a sus visitantes en una increíble experiencia inmersiva realizada con la técnica del videomapping. Para complementar también se exhibe una selección única de fotografías que recogen momentos emblemáticos de la vida de Frida Kahlo pero también otras escenas e instantes menos conocidos.

La exposición, comisariada por Alejandra López, podrá visitarse desde el 17 de diciembre en el Palacio de Neptuno (Calle de Cervantes, 42) y las entradas están ya disponibles aquí.

“La exposición presenta la vida de Frida Kahlo, caracterizada por una difícil condición física y, al mismo tiempo, por una gran capacidad de reacción y resistencia ante la adversidad”, explican desde la organización.

Si tuviésemos que describirla en pocas palabras, podríamos hablar de Magdalena Carmen Frida Kahlo Calderón –más conocida Frida Kahlo– como un icono universal, pues la artista consiguió crear un estilo propio en el que sus circunstancias personales conviven con los elementos de la naturaleza sin perder nunca la identidad de su país.

Frida fue capaz de transformar su inmovilidad en oportunidad y su sufrimiento en una energía que la hizo inmortal. Y es precisamente esa energía, esa pasión, la que podremos experimentar en esta conmovedora exposición que nos invita a “conocer a una mujer única, vivirla y comprender su esencia: su fuerza, su valor, su talento y su inmenso amor”.

El arte nos mueve

“La exposición es una selección visual de momentos importantes de la vida de Frida Kahlo. Es muy inspirador apreciar las diferentes etapas de su vida, revelando información sobre sus cuidados personales, la intimidad de los encuentros amistosos, captados magistralmente por famosos fotógrafos, así como momentos icónicos de la historia de México y del mundo”, afirma Alejandra López, comisaria de la exposición.

Durante diez años, Alejandra ha coordinado el registro de las colecciones, la realización de exposiciones temporales y las actividades de restauración del legado de Frida, en la Casa Azul-Museo Frida Kahlo de la Ciudad de México.

De hecho, el itinerario incluye reconstrucciones de los ambientes preferidos de la artista, como famosa la Casa Azul.

La exposición abrirá al público viernes, sábado y domingo de 10:00 a 20:00 horas, pudiendo acceder a ella hasta una hora antes del cierre.

Las entradas pueden adquirirse a través de la web oficial de la exposición.

Con información de Traveler

Continue Reading

ARTE Y CULTURA

La Navidad no significa que te gastes todo tu dinero

El consumismo en Navidad no solo afecta a tu bolsillo, sino también vuelve materialistas a tus hijos.

Published

on

¿Apenas inicia diciembre, y te gastaste tu aguinaldo? Y es que, ya tenemos asumido el famoso consumismo en Navidad: hoy en día es inevitable pensar en las compras navideñas justo cuando inicia el mes.

Pero no solo nos encontramos compras excesivas y árboles navideños rodeados de cajas envueltas en papel de colores. En Navidad hacemos de todo en abundancia. Las mesas rebosantes de comida y las casas llenas de lucecitas demuestran una vez más que el espíritu navideño ha sido absorbido por el consumismo.

Esta celebración que se relaciona con los valores positivos de generosidad, celebración en familia e ilusión se ha transformado en una época materialista. Hacer regalos se ha convertido en lo más importante y en el único modo de demostrar afecto. Con esto estamos enseñando a los más pequeños a que el sentido de estas fechas tan señaladas son los regalos y la abundancia.

Los más afectados por el consumo navideño excesivo: los niños

Los niños son el grupo de la población que más expuesto se encuentra ante este consumismo compulsivo. Son un público realmente sensible a las estrategias de marketing. En especial, los comerciales de juguetes aparecen una y otra vez en televisión, acompañados de caras sonrientes y familias unidas.

Con esto se consigue que al niño ya no le ilusione saber qué le van a regalar o disfrutar de su nuevo juguete, sino que le dará más importancia a la cantidad que a la calidad.

Las consecuencias más graves de no medir el número de juguetes es que estamos enseñando a los más pequeños que la felicidad es material. Y la realidad es que estamos consiguiendo que los niños crezcan con unos valores equivocados: cada vez más exigentes, individualistas y materialistas.

Una vez que hayan crecido, esos niños se convertirán en los futuros padres de otros. Lo que habrán aprendido de su infancia es que necesitan comprar para hacer ver que quieren a sus hijos.

¿Qué puedes hacer para educar niños menos materialistas?

Los niños de ahora son la generación que podría cambiar el futuro y la clave para transformar esta conducta está en la educación.

  • Comprar de forma responsable y enséñalos a vivir con austeridad, marcarán las diferencias para las Navidades del futuro.
  • Compra realmente lo que se necesita. Debemos enseñar a los menores a cuidar de lo que tienen y de lo que les rodea.
  • Evitar la sobreexposición de los niños a las campañas publicitarias de Navidad y hacerlos comprender que el consumismo tiene repercusión más allá de sus vidas.
  • El medioambiente y el sistema actual de producción serían razones por las que es necesario inculcar un consumo responsable.

En definitiva, educar a unos niños más responsables y comprometidos, hará que sean más felices. Se convertirán en adultos con valores y principios.

Otras consecuencias asociadas a la compra compulsiva en Navidad

  • Las compras generan residuos que terminan en la basura.
  • Se desperdician importantes cantidades de comida: La compra excesiva de comida que finalmente terminará en los basureros pone en evidencia el hecho de que compramos más de lo que necesitamos.
  • Compramos alimentos que no consumimos durante el resto del año, los cuales aumentan su precio.
  • Se incrementa el gasto en productos que no necesitamos, cuyo beneficio terminará en manos de las grandes empresas.

¿Cómo paso esta Navidad sin contribuir a las compras abusivas?

Después de leer el artículo, puede quedar una sensación pesimista sobre el verdadero sentido de la Navidad. Pero no todo es negativo: se puede seguir celebrando esta festividad con nuestros seres queridos y no contribuir al consumismo.

  • Han aparecido tendencias de consumo que se basan en el minimalismo y la integridad, más conscientes del mundo que nos rodea.
  • Fabrica tus propios regalos. Es mucho más satisfactorio regalar algo a lo que le has dedicado tiempo, esfuerzo y cariño. Fabricar algo con tus propias manos no solo contribuye a la cultura del reciclaje y a la economía circular.
  • Contribuye al Comercio Justo. Cada vez es más fácil distinguir aquellos productos que siguen una producción responsable de los que no gracias a la mejor accesibilidad a la información a través de las TICs.
  • Elige experiencias antes que productos. Los nuevos consumidores están convencidos de que lo importante es disfrutar de las cosas y no tener la propiedad.
  • Regala formación para su futuro. En una sociedad altamente competitiva, la solución es prepararse y crecer tanto personal como profesionalmente. Y una de las mejores formas de combatir el

Con información de Revista Digital

Continue Reading

ARTE Y CULTURA

Gracias al chile ganaron un premio Nobel

Experimentaron por décadas con el activo del chile, la capsaicina, y por eso ahora son los ganadores del premio Nobel 2021 en medicina.

Published

on

La capsaicina por sí sola es un componente interesantísimo: es el compuesto activo detrás del picor de los chiles y hay informes que aseguran que podría ayudar a reducir presión arterial, combatir inflamación y hasta disminuir susceptibilidad al cáncer, aunque en realidad nada es completamente seguro.

Ahora la capsaicina y en específico su uso con fines de investigación le ha otorgado el premio Novel de medicina al fisiólogo de la universidad de California, David Julius, quien junto con su equipo utilizó el compuesto activo para para encontrar el sensor de las terminaciones nerviosas que responden al calor.

El investigador de 66 años y su equipo encontraron la proteína responsable de traducir la señal de la capsaicina y hacer la traducción a un impulso nervioso. Conocer a fondo el intrincado y cada vez menos misterioso mecanismo nervioso detrás de la sensación de calor tiene efectos promisorios en el desarrollo de nuevos medicamentos.

Tratando de entender los receptores nerviosos

Julius trabajó de cerca con el otro ganador del premio Nobel 2021 en medicina, el biólogo y neurocientífico de origen armenio, Ardem Patapoutian. Patapoutian está siendo reconocido además por descubrir los sensores celulares de la piel y de los órganos que responden a la presión, y el trabajo conjunto de los dos investigadores ha arrojado material valioso sobre ortos sensores, como por ejemplo los involucrados con el frío y el dolor.

Los descubrimientos de ambos investigadores les llevó a ser nominados al premio Nobel en 2010, según retoma El País, pero es hasta ahora que el jurado del instituto Karolinsca de Estocolmo les ha otorgado el premio a Julius y Patapoutian. Sus descubrimientos “nos han permitido entender cómo el calor, el frío y la presión pueden generar impulsos nerviosos que nos permiten percibir el mundo a nuestro alrededor y adaptarnos a él”, se lee en el comunicado por el anuncio del premio.

Foto: Getty Images/iStockphoto

Además de la distinción, el premio Nobel involucra un premio en efectivo de poco más de un millón de dólares. En la semana se darán a conocer el resto de categorías, el martes el de física, el miércoles el de química, el jueves el de la paz y próximo lunes se dará a conocer el de economía.

Con información de Xataka

Continue Reading

MAS NOTICIAS

Revista 360 Grados Copyright © 2021