La nostalgia nos puede, es parte de nuestros días y cuando ésta es parte de nuestros recuerdos gastronómicos nos es aún más entrañable.

En Revista 360 Grados, recordamos 3 loncherías que aunque siguen muy vigentes en nuestra ciudad, estamos seguros que forman parte de tu niñez o juventud, inclusive, tal vez ayer pasaste por ahí y no pudiste evitar entrar a consumir.

 

La California.

No importa si es por los colores tan clavados en tu memoria, si tienes antojo de una cremita o flan o si pasas por una torta y agua de sabor,  por este establecimiento desde que existe desde 1935 no pasan los años. Es de esos lugares que siempre saben a infancia y a tiempos mejores, todos queremos una foto para nuestro instagram ahí e ir al centro es hacer una parada casi necesaria en cualquiera de sus sucursales.

Nuestra favorita: La de 4 oriente #3, Centro.

 

Tortas El Girofle.

¿Quién no ha dicho? “Sólo paso por una tortita al Girofle” y se ha zampado más de 2 ó 3 y luego se pasó al bar.

Esta torteria que desde 1912, pasando por 3 generaciones nos ha hecho las tardes más llenadores con sus tortas de guisos. Son famosas por su chorizo ranchero (sin albur), la de milanesa, o la de pulpo. Son chiquitas pero sabrosas, económicas y el lugar te hará sentir como se debe sentir comer en el centro de una ciudad como la nuestra: llena de historias.

Sucursal centro: 2 oriente #15, Centro.

 

Frutería Granada.

Desde 1974 Frutería Granada nos ha llenado de fruta (en todas sus presentaciones: jugos, cocteles, agua de sabores) y unas tortas que te mueres.

Todos conocemos su famosísima agua de limón sevillano y sus gigantescas fresas con crema y si vas pasando por ahí no dudes en entrar y pedir una torta de chorizo español, jamón serrano o queso holandés.

En épocas de calor, Granada es una súper opción para refrescarse con cualquiera de sus aguas de sabor.

Dirección: 43 poniente #922, Col. Gabriel Pastor.