Heath Ledger: La muerte prematura de un futuro icono del séptimo arte

|

Hace ya once años que el actor australiano Heath Ledger fue encontrado sin vida en su apartamento en Manhattan. Hoy recordamos al mejor “Guasón” que ha existido con sus interpretaciones más emblemáticas dentro del séptimo arte.

Heath Andrew Ledger, quien nació un día como hoy pero en 1979 en Perth, Australia, buscó suerte en los Estados Unidos y cambió su residencia a dicho país en 1998 para iniciar una corta pero importante carrera en Hollywood.

Heath Ledger, recordado por dar vida al “Joker” en “The Dark Knigth”, segunda parte de la trilogía inspirada en el hombre murciélago dirigida por Christopher Nolan, murió a causa de un sobredosis de somníferos.

El actor australiano, con poco más de diez años de actividad actoral logró causar un fuerte impacto en el medio debido a su calidad y versatilidad como artista.

La primera aparición de Ledger en la gran pantalla fue en 1997 con el filme “Blackrock”. Es con “10 cosas que odio de ti”, romance juvenil de 1999, que el actor consigue la atención de grandes directores, tan solo un año después aparece en el filme “El Patriota” al lado de Mel Gibson.

Poco tiempo después, en 2001, el actor protagoniza el filme “Corazón de Caballero” haciéndose un icono del cine juvenil, en 2005 da vida a “Skip” en el filme biográfico sobre la historia de los “Z-Boys”, pioneros del skate en los Estados Unidos.

Es en el 2008 cuando Ledger da vida al “Guasón” en “El Caballero de la Noche”. El trabajo realizado por el australiano en dicha película es impecable, incluso algunos expertos aseguran que su versión del archienemigo de Batman es mejor que la de Jack Nicholson en “Batman” (1989) de Tim Burton.

La última película en la que apareció Heath Ledger fue “El Imaginario del doctor Parnassus” en el 2009. El filme fue estrenado tiempo después de la muerte del actor y funcionó como un homenaje pues el actor dejó el filme inconcluso y gente como Johnny Depp, Jude Law y Colin Farrell terminaron el papel del australiano.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *