De nostalgia, mafia y ¿machismo? Apuntes sobre el Tecate Comuna

|

Por: Ricardo Loranca y Campos
Foto: Grita Radio

El pasado sábado 13 de octubre se dieron cita 53 mil chavorrucos y chavarrucas poblanas en el foro La Ciénega para presenciar la segunda edición del Tecate Comuna, un festival que reunió a 24 talentos internacionales y que si bien es cierto que el show transcurrió entre dicha y armonía, hay detalles que no podemos dejar de mencionar, como el completo desbalance entre talentos femeninos y masculinos.

Tláloc cedió y, a diferencia de la primera edición del festival, en esta ocasión no llovió; los horarios fueron perfectos, la asistencia inimaginable y los músicos en escena lo dieron todo por el rocanrol, entonces ¿qué salió mal?

Primero, los detalles naturales e inevitables de un festival: la mafia de la reventa de boletos en la periferia del foro, el robo en los estacionamientos, es decir, temas normales en cualquier festival masivo, la venta de droga y los gandallas vendedores de cheve que le suben el precio al producto, si la chela costaba 70 pesos por dos medias, los vendedores la ofrecían hasta en 110 morlacos para ver si algún despistado se dejaba cabulear.

Un verdadero acierto fue la utilización de vasos hechos con cebada, así es, con la misma materia prima con la que hacen la cerveza. Supuestamente dichos vasos eran amigables para el ambiente, gran acierto del Tecate Comuna.

234 años de experiencia acumulada, nostalgia total

Sin duda alguna, el segmento al que fue dirigido el festival fueron los chavorrucos: gente con un promedio de 30 años de edad que creció escuchando el rock de las Victimas del Dr. Cerebro, Good Charlotte, Bunbury (fuchi), los Auténticos Decadentes y que ahora tiene cierta capacidad monetaria para pagar un boleto de mil pesos y su consumo dentro del festival.

Animated GIF - Find & Share on GIPHY

Sólo entre 11 talentos de los 24 que conformaban el line-up, se suman 234 años de experiencia musical, ¡alv!

¿Machismo, misoginia o desliz?

De 24 exponentes en el line-up, sólo hubo dos mujeres estelares: Coco Cecé y Malu Trevejo, ambas aparecieron en escenario antes de las tres de la tarde, un horario súper pedorro. Por otro lado, tenemos a Miranda, banda compuesta por un hombre y una mujer, quienes estaban acompañados de una mujer baterista.

Por último, los Ángeles Azules presentaron en su alineación a tres mujeres, por lo que nos encontramos solamente con siete mujeres en todo el fucking festival.

Haciendo un cálculo del total de músicos que pisaron los escenarios del Tecate Comuna, nos encontramos con aproximadamente 103 hombres frente a 7 mujeres… saquen sus conclusiones.

Menos del 10% de los talentos son mujeres, entonces, ¿hablamos de machismo, misoginia o un desliz de los organizadores?

Animated GIF - Find & Share on GIPHY

¿Y los poblanos?

Por último, el detalle de siempre: nunca hay poblanos en estos festivales. Tal vez en esta edición podríamos decir que nos representó “Pehuenche”, cantante de origen jarocho que radica en Puebla desde ya hace varios años.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *